La Posada es una casa grande, alejada del ruido y con aroma a campo, dirigida a las personas que buscan tranquilidad y contacto con la naturaleza.